top of page

¿Por qué el frío genera dolor dental?

Por: Eduardo Ramos Garbiras

Odontólogo, Magister en Salud Pública

Creo que a todos nos ha pasado, que cuando colocamos en nuestra boca alguna bebida muy fría o mordemos una paleta o helado, al instante sentimos un dolor alguno en alguna pieza dental. Esto es realmente común cuando hay caries dental, pero puede suceder también en cualquier momento y ese estado puede no ser muy claro. Un estudio publicado en el año 2021 parece darnos luces sobre este problema tan cotidiano.


El estudio lo ha llevado a cabo un equipo internacional que incluye, entre otros, a Jochen Lennerz, del Hospital General de Massachusetts (MGH) en Estados Unidos, David Clapham, del Instituto Médico Howard Hughes (HHMI) en Estados Unidos, Laura Bernal, de la Universidad de Alcalá en Alcalá de Henares, España, y Katharina Zimmermann, de la Universidad Friedrich-Alexander de Erlangen-Nuremberg en Alemania.


Los dolores dentales producidos después de someter los dientes a exposiciones de frio, pueden explicarse de diferentes maneras. Algunas personas experimentan dolor intenso por el frío cuando tienen una caries no tratada que ha causado daño en la pieza dental afectada. Pero los dientes también pueden volverse muy sensibles al frío por la erosión en los cuellos de las raíces provocada por el mal cepillado o por problemas de sobrecargas de fuerzas oclusales.


Siguiendo varias pistas sobre cómo los dientes perciben el frío, los autores del estudio han localizado e identificado los actores moleculares y celulares implicados. Los investigadores han comprobado que, tanto en los ratones como en los humanos, las células dentales llamadas odontoblastos contienen proteínas sensibles al frío que detectan los descensos de temperatura. Las lecturas recogidas por estas células pueden enviarse al cerebro como señales intensas de dolor.


Los odontoblastos que contienen el canal iónico TRPC5 (verde) rellenan densamente la zona entre la pulpa y la dentina en un molar de ratón. (Imagen: L. Bernal et al. / Science Advances 2021)


Los resultados de la investigación ofrecen además una explicación de cómo un antiguo remedio casero alivia los dolores de muelas. El principal ingrediente del aceite de clavo, utilizado desde hace siglos para aliviar dolores dentales, contiene una sustancia química que bloquea la proteína que ejerce de sensor de frío. Desarrollar fármacos dirigidos a este sensor de forma aún más específica podría permitir eliminar la hipersensibilidad dental al frío. "Una vez que se sabe sobre qué moléculas hay que actuar, existe una posibilidad de tratamiento", subraya Zimmermann.


El estudio, titulado “Odontoblast TRPC5 channels signal cold pain in teeth”, se ha publicado en la revista académica Science Advances. (Fuente: Los canales de odontoblasto TRPC5 señalan dolor por frío en los dientes )

20 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comentários


bottom of page