Sonrisas Sanas en 2022

Por: Eduardo Ramos Garbiras

Odontólogo - Magister Salud Pública

Se cree que más del 50% de la población, ha dejado de asistir a sus controles preventivos periódicos al odontólogo desde el inicio de la pandemia. Eso también lo hemos notado quienes hacemos labor clínica.

Se aproxima el 2022, y empiezan a aparecer las listas de las intenciones o propósitos. Siempre hay en estas listas apuntes como bajar de peso, hacer ejercicio, comer saludablemente, aprender otro idioma, etc. pero no puedes olvidar el cuidado de tu salud en general y en especial el cuidado de tu salud oral. Las cifras de la pandemia en Colombia disminuyeron los últimos meses, pero las noticias recientes relacionadas con la nueva cepa del Ómicron no son nada alentadoras. De todas maneras consideramos que debemos mantener una actitud positiva y optimista respecto de los hechos, pues muchas cosas buenas también están por venir y para ello debemos estar preparados.

Recordemos que nuestra preocupación no se debe basar solamente en obtener unos dientes más blancos, sino en lograr una buena salud oral integral. El cuidado de los dientes debe también incluir el cuidado de las encías y una buena higiene es importante para mantenerlas saludables.


Recordemos que la caries y la enfermedad periodontal tienen como causante el mismo agente etiológico, por lo tanto pudiéramos lograr combatirlo muy fácilmente sólo aprendiendo a hacer un buen buen uso del cepillo y la seda dental.

Para Odontocedro, la prevención y unos correctos hábitos de higiene son fundamentales. Sin importar la edad es importante recordar que la prevención aplica en todos, desde que nacemos hasta que morimos.

Cepillarse los dientes por lo menos dos veces al día. Es importante hacerlo con una técnica adecuada. Los dientes y las encías se deben cepillar para lograr en las últimas, una buena tonicidad y mantener libre de placa bacteriana los dientes y sus tejidos de soporte.

Uso de la seda dental, también se debe usar de una manera adecuada, porque una mala utilización puede causar daños y problemas. Otras ayudas como irrigadores y cepillos interpróximales, deben de tener una prescripción y una explicación en la forma de uso por un profesional.

Una alimentación equilibrada, que dé prioridad a frutas, verduras o legumbres, que nos ayuden a combatir bacterias y la inflamación. Dejar de fumar sería un gran propósito, ya que el tabaco aumenta el riesgo de pigmentación dental, caries, retracciones de las encías y cáncer oral.

Si acostumbras masticar chicle, ojalá sea sin azúcar, con xilitol, pues ayuda a evitar la caries dental y estimula la salivación, que contiene calcio y fosfato. De esta manera, podemos remineralizar y endurecer los dientes tras el ataque ácido de los alimentos.

Acudir al odontólogo con regularidad y de tarea ojalá cada seis meses. Es importante hacerlo periódicamente, pues la caries y muchas patologías es sus estadios iniciales son asintomáticas, por lo que es importante facilitar su detección precoz. Ello nos evitará daños más grandes y soluciones más fáciles y económicas.


Prevenir, mejor que tratar

El cuidado de nuestra salud oral se fundamenta en el cuidado diario en casa y en las visitas al equipo que forman el odontólogo e higienista. En ellas, se realizarán exploraciones completas de la boca, se recomendará de manera individualizada técnicas que aumenten la eficacia de la higiene en casa y se realizarán higienes profesionales con una periodicidad personalizada.


Dientes limpios y saludables no solo son nuestra carta de presentación, también actúan como un termómetro que mide nuestra salud general.

8 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
Logo Unidad Odontologica El Cedro, Odontocedro, Diseño de Sonrisa, Dentista, Cali, Colombia